lunes, mayo 19, 2008

take a second

Me encanta cómo suenan los ventanales con el viento.
Parece que las nubes estuvieran cantando.

Como he leído mucho últimamente mis cuadernos antiguos, siento que estoy reencontrando una parte media perdida de mí. Es que claro, cuando chica, antes de que un mal pololeo me hiciera perder toda la confianza en las personas y me demorara varios años y muchos porrazos en recuperarla de a poco, yo era muy buena. Inocente. Estaba segura de que nadie actuaba jamás con malas intenciones, pensaba que todo se podía y debía perdonar, aun a costa de mí misma, y no entendía que enojarse y pelear a veces es sano. Que forma parte de la supervivencia.

Hoy, mientras miro las páginas con lápices de colores, me da un poquito de nostalgia y pienso que antes quizá era más feliz porque tenía algo que defender, aunque estuviera equivocada. Pero, a la vez, entiendo que lo que pasa es que al fin estoy dejando de ser la niña demasiado buena, demasiado dulce, y me estoy convirtiendo en una mujer de mirada atenta y despierta, en una mujer que sabe defenderse, que no se expone, que no se vende, que tiene la certeza de lo que está bien y mal, de sus propios límites. Estoy dejando de decir que sí para que me quieran y empezando a decir que no cuando quiero. Olvidando las normas sociales de quedarse en silencio y sentadita para no molestar a nadie, y aprendiendo a levantar la voz, a gritar más fuerte cuando me hacen callar.

Ya no soy ingenua, ni tímida.
Ya no soy esa niñita linda indefensa que aprendió a sobrevivir a costa de su vida.
Ahora soy libre.
Al fin.

7 comentarios:

Petunia dijo...

Que puede defenderse solitaaa.
mmm... fuego fuego! había que prender la llama no más,Caro.

Eso se llama aceptar las cosas tal y como son. Complejo, no?

Besos!

PD. Gracias por tu post =)

Anónimo dijo...

hola la apendice es una tripa ,sacarla es estirpar algo cortar algo que tenias que hacrlo ,es el lugar donde se segrega la celulosa ,en fin que tenias que cortar y no te atrevias ,hace muchon que no pasaba por aca ,el frio me tiene un poco detenida ,estare en santiago los dias del 9 al 14 de junio dictando un taller de numerologia .en casa de felipe .llamame .cariños siri.

markin dijo...

Uno crece, no sólo externamente. Sin darnos cuenta, con cada acción en sus resultados nos indica el el camino a seguir.

Muchas de nuestras decisiones se repiten, vamos aprendiendo. Nos hacemos tolerantes a las caidas, y festejamos de diverso modo nuestros logros.

Cuseta poco, cuesta mucho... pero uno sigue avanzando.

chau.

sombra_de_mi dijo...

Carolita.... tuve tanto de qué ponerme al día... pobrecita, supe que te operaron de apendicitis. Supe también que estás más flaca. Pero tranquila. Y que tienes a Conde.
Se te lee grande.
Madura.
Libre.
Responsable.

Nadie dijo que crecer era fácil, agradable o seguro. Pero pucha que es necesario, y creo que estarás de acuerdo conmigo, en que no importa lo empinado que haya sido el camino (o quizás justamente por eso) cuando uno llega a la cima se siente mejor que nunca.

Todo lo mejor para ti, ando medio desaparecida, pero muy bien...

Besos gigantes!

Tu vieja amiga Sombra (con un año más ya)

Cristóbal dijo...

Qué buena sorpresa leerte. Vi que te sacaron el apéndice. A mí me lo sacaron cuando tú todavía creías que toda la gente tenía buenas intenciones. Pero recuerdo que harta gente con buenas intenciones vinieron a verme entonces...

Gracias por el comentario.

PD: Aprovecho de hacerte propaganda como tarotista. Hubo cosas que nos dijiste cuando nos viste las cartas que no había cómo entonces, y fueron...

manu dijo...

ca-ro-li-ta-ca-ro-li-ta!!!!!

Princessa dijo...

Yo trato, pero dejar a esa niña me ha costado y mucho...